Sobre la Ruta 7, una pasada al Lago Yelcho

Mi primer destino de pesca en tiempos de pandemia fue el Lago Yelcho, solo bastó desviarme 10 km de la Ruta 7.   Y aunque había mal tiempo, las ansías de pescar y despejar la mente antes de retomar el camino a casa, pudo mas que el viento y la lluvia.


Con el tiempo y dado a que la Ruta 7 ha sido mi mejor opción para viajar y retomar mis actividades en la Región de Aysén, he podido pasar a pescar al Yelcho en innumerables veces.   Siempre con buena calidad de pesca.


De todas las alternativas de viajar a la región del Aysén, yo opto por la ruta en barcaza de Puerto Montt a Chaitén.   Creo que el tema mas complicado de esta ruta, es el clima o la alta demanda de pasajes.   Por ende, siempre hay que planificar los días de zarpe con anticipación y esperar que ese día nos acompañe un buen clima.   

Mientras que en la barcaza, muchas veces quedo en una posición cómoda para desplegar mi carpa y poder dormir mientras avanzamos por el mar interior del archipiélago de Chiloé.

Durmiendo En La Chata

Hace casi una década vi en un foro el tema de dormir en la chata, donde sus foristas contaban sus experiencias o exponían sus inventos hechos artesanalmente en sus vehículos.   Fue el inicio de pensar y analizar costos de lo que sería mi concepto de dormir en la chata.   Ideas y diseños hay muchos hoy en día, pero buscar las prestaciones necesarias para mi forma de viajar y sus costos asociados, me llevaron a un diseño rápido, liviano, privilegiando un buen dormir, energía para cargar los dispositivos electrónicos y calefacción.

Fue así como previendo lo que sería la inmovilidad producto del inicio de la pandemia, es que salí a comprar los materiales necesarios para la estructura y comenzar a construir en el patio de mi casa, lo que sería mi versión de "fast camp".   En youtube hay muchas alternativas les dejo una...

Aun falta habilitar muebles para mantener ordenado el equipamiento de camping y de pesca, al interior de pick up.    Por ahora les mencionare que dispone de una cama cómoda, energía solar con batería de litio (lifepo), mas un calefactor diesel 5kw.  

Por lo pronto llevo todo lo necesario para hacer camping, cocinar y dormir en los distintos ambientes de pesca que frecuento.   Y pasar unos inolvidables días de pesca y camping junto a mi chata.
 

Por que el termino de una larga jornada de pesca, no había sido tan entretenida.   Llegar y desplegar la cama, calentar el ambiente para calentar el cuerpo, mientras cocino algo para reponer energías.




Lago General Carrera, tributarios, primera parte.




En estos largos días de confinamiento por la pandemia, a modo de recreo mental, mis pensamientos se vuelcan a aquellos recuerdos felices y es así como divago entre viajes de los que nunca hablé y otros  tantos que quedaron pendientes.  Sueño con volver a retomar esos caminos mágicos de la patagonia chilena y perderme en su inmensidad, acampando, pescando, respirando vida y libertad.  

Viviendo amaneceres mágicos o buscando donde acampar cuando la tarde cae, sin mayor prisa, ni planificación y recorrer algunos lugares que estaban dentro de mis planes de conocer pescando.  Como también sorprenderme con conocer lugares, sectores, que nunca estuvieron en mi mente ver.
Sueño con volver rendido de cansancio al caer la tarde a mi campamento en frecuente soledad, cocinar algún guiso improvisado para calentar el cuerpo al resguardo del fuerte viento y frío patagónico.  Bebiendo algún trago sin más acompañamiento que el silbido del viento a través de los vientos de mi carpa.  
Para luego conciliar el sueño al abrigo de mi saco de dormir, mientras repaso lo que fue mi día, el paisaje nuevo ante mis ojos, la aventura y de vez en cuando buenas truchas.

Escrito en Valdivia 09/06/2020, 11:20 hrs, quiero recordar estos pesados días de confinamiento por la pandemia, para cuando tenga dudas de salir a la aventura.